Las conclusiones del Informe Candela son inapelables y contundentes

La secretaria de la Comisión Candela, Martha Arriola, informó que este martes se remitió a la Justicia Federal de San Martín información sensible aportada por dos personas que declararon ante la comisión especial del Senado bonaerense. Se trata de nuevas líneas de investigación relacionadas con la conexión del caso al narcotráfico y a la modalidad de narcosecuestro, dos delitos que son de competencia federal.

Estas hipótesis, que deberá evaluar ahora la justicia, centran la mirada en el partido de San Martín, territorio negado por la investigación policial y señalado como una zona en disputa por las redes del narcotráfico, marco de contexto de este crimen que la cúpula de la Bonaerense no desconocía, aunque haya hecho esfuerzos denodados por encubrirlo.

Arriola señaló que éste ha sido otro aporte del trabajo llevado a cabo por los senadores y la secretaría de la Comisión, más allá de las conclusiones públicas sobre las irregularidades cometidas en la causa: “La comunidad espera también el esclarecimiento del caso, encontrar respuestas de quiénes mataron a Candela, cuál fue el móvil, de qué se trató. Y en este sentido, la Comisión hace un aporte muy sustantivo fruto de que ha recogido información sensible y que está siendo girada por estas horas a la justicia federal de San Martín”.

Por otra parte, Arriola explicó que “por la profundidad del trabajo de la Comisión y el alcance de las conclusiones, el informe se constituye en un punto de inflexión para repensar las políticas públicas de seguridad en la Provincia”.

“Las conclusiones a las que hemos arribado son inapelables y contundentes. Estamos frente a un hecho que nos tiene que hacer reflexionar profundamente sobre cómo está funcionando el sistema de Seguridad y Justicia en la provincia de Buenos Aires y tiene que promover a generar fuertes cambios en ese sistema”, enfatizó.

El informe final de la Comisión Candela fue el resultado de seis meses de trabajo, está compuesto de 300 páginas, dividido en seis cuerpos que desarrollan seis ejes temáticos: 1- Sobre la averiguación de paradero; 2- Sobre el hallazgo del cuerpo; 3- Sobre la construcción del lugar de cautiverio (Kiernan 992); 4- Sobre los testigos de identidad reservada; 5- El expediente y 6- San Martín, la línea que no se siguió; más dos apartados con sugerencias y propuestas y el de responsabilidades institucionales de conducción.

La secretaria contó que “la comisión especial se formó a instancias del vicegobernador Gabriel Mariotto, quien registró el clamor de la ciudadanía que exigía respuestas”.

“Este fue un caso que conmocionó a los argentinos y argentinas a lo largo y a lo ancho de todo el país. No es un caso más. Se trata de la trágica muerte de una criatura de once años cuya vida pudo haber sido salvada”, agregó.

Para Arriola, este punto es “un nudo crítico del cual partir” para comenzar a dar respuestas: “Es aquí que el Senado toma la responsabilidad que le es propia, la de acompañar el esclarecimiento en función de una investigación que se estaba llevando a cabo. El trabajo de la Comisión vino a echar luz a ese proceso”.

La funcionaria destacó en este sentido el antecedente de la Resolución de la Cámara de Apelaciones y Garantías de Morón que salió en paralelo con el inicio del trabajo del Senado.

“A nivel de la justicia los mecanismos funcionaron. En la instancia de apelaciones la Cámara tuvo un dictamen que miró con dureza el accionar del fiscal (Marcelo Tavolaro) y del juez de Garantías (Alfredo Meade)”, recordó y luego señaló que, no obstante, “quedaba un signo de pregunta sobre qué pasó con el personal policial que trabajó en el caso y qué pasó también con los medios”.

“La Comisión viene a complementar el fallo de Cámara al ir por un costado oscuro, no visibilizado; y cuando vamos transitando en esa profundidad, ahí alcanza magnitud este desastre”, reflexionó.

Según Arriola, “si hubiesen funcionado los mecanismos de Asuntos Internos, el de un fiscal con una buena conducción de la investigación, que hubiera marcado el campo, guiado la investigación, seguramente se hubieran morigerado algunas cuestiones”.

En este punto, la secretaria de la Comisión Candela sostuvo que “acá hay un problema grave que está vinculado al autogobierno policial. Si hay una conducción clara, y se marca una política que monitoree, regule y audite el accionar policial con premios y con castigos, como corresponde, seguramente se hubiera disminuido los riesgos y hubiera sido otro el accionar de la policía”.

Sin embargo, en este caso, “nos encontramos frente a un procedimiento y a una investigación que está plagada de anomalías, de irregularidades”.

“Tenemos la absoluta certeza de que se han cometido desmanes. Estamos en condiciones de afirmar que la policía guió la investigación cuando la debería haber hecho el fiscal; se ha manipulado la prueba, se ha construido el lugar de cautiverio de la niña, se armó una banda a la cual se le imputó este tremendo crimen. De manera que estamos ante una gravedad institucional muy profunda de la cual no se puede salir rápidamente con el mote de que éste ha sido un informe ‘disparatado’”, señaló Arriola en referencia a las críticas del senador sciolista Alberto De Fazio.

De Fazio presentó un informe de minoría que encuadró las responsabilidades en el juez Meade y el fiscal Tavolaro, mientras defendió cerradamente el accionar policial.

“Sería muy bueno que el senador pueda compartir una reunión con el resto de los integrantes de la Comisión Candela y con la secretaría para poder interiorizarse, porque indudablemente no ha leído el informe. Él tiene una visión distinta y es legítimo que la tenga, lo que no es legítimo es que descalifique un trabajo que es serio y profundo, llevado a cabo por un equipo de trabajo y que ha sido votado por siete de los nueve senadores que integraron la Comisión, es decir, por una amplia mayoría que incluyó a sectores que en muchas cuestiones tienen una visión contrapuesta”, dijo Arriola en alusión a María Isabel Gainza (Coalición Cívica) y Omar Foglia (GEN-FAP), que acompañaron el dictamen de la mayoría.

La secretaria también se refirió a la indiferencia del gobernador Daniel Scioli, quien hasta el momento no hizo comentarios sobre el Informe Candela ni tomó ninguna de las recomendaciones de la Comisión.

“Nosotros esperamos que el Ejecutivo pueda tomar este informe y trabajarlo y responda en consecuencia. Desde la Comisión se ha sugerido que, en función de la gravedad que tienen la actuación policial en este caso, se tomen algunas decisiones muy fuertes porque es un mensaje para adentro de la fuerza, y para la sociedad en su conjunto”, afirmó.

Puntualmente, el informe plantea que los funcionarios que tienen a cargo la conducción de cada una de las policías que han intervenido en este caso sean exonerados, incluyendo al actual jefe de la Bonaerense, Hugo Matzkin, quien al momento del crimen era el número dos de la fuerza.

“Si se ha manipulado la prueba, se ha construido una banda a partir de testigos de identidad reservada que aportó la policía, para esclarecer rápidamente el caso mientras no se investigaba una línea que llevaba claramente al territorio de San Martín, y vinculaba el hecho con el delito del narcotráfico, estamos frente a un problema muy grave”, consideró Arriola

Y agregó: “Estas disfuncionalidades exceden al caso Candela, tienen que ver con la gestión de seguridad.  Es un llamado de atención sobre la calidad de esa gestión política y eso tiene que ver con la seguridad cotidiana hoy de cualquier ciudadano. Estos funcionarios policiales tienen a cargo la seguridad de lo que le pasa a cualquier vecino en cualquier ciudad y en cualquier hecho”.

“Las irregularidades en torno al caso Candela son de tal gravedad que no merecen otra sanción que exonerar a los máximos responsables y después pedir investigaciones sumarias administrativas a cada uno de los que intervinieron para ir deslindando responsabilidades y separación de cargo de todos los efectivos que estuvieron involucrados. La población se merece este tipo de respuestas”, concluyó Arriola.

Por Clara Verne – Publicado en Agepeba – Agencia Periodística de Buenos Aires- thttp://agepeba.org/site/las-conclusiones-del-informe-candela-son-inapelables-y-contundentes/

 

Una respuesta to “Las conclusiones del Informe Candela son inapelables y contundentes”

  1. Alda Kramarovskis Says:

    Cada vez se habla más de la participación policial en bandas delictivas, casualmente o nó, se sospecha de esos casos que se tornan difíciles de resolver y finalmente quedan en nada. Ya no podemos seguir así, es hora de tomar decisiones fundamentales.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: